Home Entretenimiento Emma Watson: “Bella no tiene síndrome de Estocolmo”
Emma Watson: “Bella no tiene síndrome de Estocolmo”

Emma Watson: “Bella no tiene síndrome de Estocolmo”

0
0

Es un cuento inolvidable, una de las películas de animación más aclamadas de la historia… y también una historia llena hasta los topes de incorrección política. Porque, aunque La bella y la bestia se esfuerce por convencernos de que su príncipe peludo y con colmillos es buen chico, que la belleza está en el interior y demás, no faltan las críticas que la acusan de ser una oda al síndrome de Estocolmo, esa reacción psicológica en la cual la víctima de un secuestro desarrolla vínculos afectivos con su agresor. Ahora que el estreno del remake en acción real se acerca, Emma Watson ha tomado la palabra para defender la historia, y a su personaje.

“Bella no tiene síndrome de Estocolmo”, asegura Watson en una entrevista para Entertainment Weekly. La actriz, que declara haber “luchado contra esa idea” cuando le ofrecieron el papel, razona así su respuesta: “Bella discute y le lleva la contraria todo el rato [a Bestia]. No tiene ninguno de los rasgos de una persona con el síndrome, porque mantiene su independencia y su libertad de pensamiento”. Asimismo, asegura que (a diferencia de los afectados por el síndrome de Estocolmo) su Bella no asume en ningún momento que merece estar presa en el castillo. “Todo lo contrario: ella da lo que recibe. Si él aporrea la puerta, ella la aporrea también. Su actitud es de desafío: ‘Si crees que voy a cenar contigo porque soy tu prisionera, puedes esperar sentado”.

“En mitad de la historia, hay un cambio muy significativo: cuando Bella decide quedarse”, prosigue Watson, indicando que, hasta ese momento, la heroína le hace pasar “un infierno” a su carcelero. “No hay ningún momento en el que ella quiera portarse bien con Bestia y ganarse su favor”, añade. Por lo pronto, estas declaraciones de la actriz le han ganado alguna crítica que otra. Vulture, sin ir más lejos, compara el filme con el caso de Patty Hearst, la heredera que acabó uniéndose al grupo terrorista que la secuestró en 1974. ¿Tenemos una nueva polémica en ciernes sobre una película de gran estreno?

 

FUENTE: Cinemanía